43% de los mexicanos cree que hay igualdad entre hombres y mujeres, pese a inequidad

Ciudad de México.- 43%  de la población cree que el acceso o las problemáticas relacionada con la educación, salud, empleo y a la justicia afecta de igual forma tanto a hombres como a mujeres. Sin embargo, todavía prevalecen obstáculos sociales, institucionales y culturales que impiden una igualdad al 100 %.

En la encuesta nacional realizada en vivienda por Parametría se preguntó a la ciudadanía si creían que las problemáticas sociales impactan de manera distinta a los hombres y a las mujeres. En la mayoría de los temas, la gente no cree que haya diferencias.

El 43% de los encuestados considera que se ha avanzado en garantizar que las mujeres tengan los mismos derechos que los hombres; 40% dijo que las cosas han permanecido igual y 15% dijo que no ha habido cambios.

Esto, pese a la desigualdad en diversos ámbitos que viven las mujeres mexicanas en ámbitos como responsabilidad del hogar, acceso a la educación, salud, vivienda, seguridad social, empleo remunerado y trabajo doméstico, reveladas por el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).

Respecto a la falta de empleo y el empleo mal pagado, más personas también creen que afectan por igual a hombres y mujeres. Sin embargo, el Inegi indica que la tasa de desocupación es mayor entre mujeres que en hombres y que los trabajos con menos remuneración son ocupados por mujeres.

El 55% dijo que afectaba a ambos, el 32% que afectaba más a mujeres y 11% a hombres.

Ocho de cada diez personas en México creen que el acceso a la educación y el acceso a la salud afecta de igual forma tanto a hombres como mujeres. No obstante, datos de la Encuesta Intercensal de 2015 recuperados por Inmujeres (2018) demuestran que, en todas las entidades, el porcentaje de mujeres afiliadas a alguna de las instituciones públicas de salud es mayor al de hombres, es decir que el acceso a los servicios de salud sí tiene un sesgo por sexo.

Otro tema relevante es el acceso a la justicia. El 62% dijo que este problema afectaba por igual a hombres y mujeres, 25% mencionó que impactaba más en mujeres y 10% considera que los hombres son los más afectados.

Alda Facio, analiza en “El acceso a la justicia desde la perspectiva de género” que el acceso a la justicia desde una perspectiva de género muestra como las mujeres tienen menos recursos económicos para contratar una defensa, menos conocimiento sobre sus derechos y menos posibilidad de ser juzgadas por otras mujeres ya que la estructura está dominada por hombres, quienes la mayoría de las veces imparten justicia desde una visión sesgada por el androcentrismo.

De acuerdo con la encuesta de Parametría, la ciudadanía si identifica que hay diferencias entre hombres y mujeres en dos temas: la violencia doméstica y las agresiones sexuales y la explotación sexual. Más personas dijeron que ambos temas afectaban más a las mujeres que a los hombres.

Seis de cada diez personas en el país consideran que hombres y mujeres expresan sus sentimientos de la misma manera, esto en un contexto donde prevalecen expresiones machistas como “llorar como niña”, “mandilón”, “marica”, “los niños no lloran”, entre otras. Es decir, mostrar sentimientos sigue siendo para los hombres una muestra de debilidad.

“Por otro lado, 55% dijo que ambos sexos tienen las mismas habilidades para hacer su trabajo, sin embargo, los datos muestran que las mujeres siguen ganando menos y teniendo menos posiciones de poder respecto de los hombres”, de acuerdo con Parametría.

Donde la población sí identifica un sesgo es en el tema de cómo ejercer la paternidad y la maternidad. El 58% cree que hombres y mujeres cumplen este rol de forma distinta, en los otros temas parece que no observan diferencias o no son tan claras para la ciudadanía.

Respecto de los roles que deben cumplir hombres y mujeres, la mayoría de las personas dijeron que a las mujeres se les presiona “mucho” o “algo” para ser físicamente atractivas (79%); para ser madres comprometidas (88%); ser exitosas en su trabajo o carrera (88%).

Respecto de los hombres, el rol donde identifican más presión es en ser el soporte económico de su familia (80%).

La diferencia más grande entre ambos sexos está en el tema de ser físicamente atractivo. Mientras que 79% considera que a las mujeres se les presiona para cumplir con esta característica, sólo 47% menciona que hay una presión similar para los hombres. La distancia entre uno y otro es de 32 puntos porcentuales.

Tomado de Animal Político

Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *